Un curso de los más productivos e inclusivos de los últimos años

Down Mérida califica el curso 2017/2018 como uno de los más productivos e inclusivo de los últimos años
Directivos, profesionales y técnicos trabajadores de Down Mérida califican el curso 2017/2018 como uno de los más intensos y completos de los últimos años y agradecen a todas las instituciones públicas y privadas, clubes deportivos, centros educativos, empresas, medios de comunicación, voluntarios y particulares su dedicación y aportación “para que haya sido posible que hoy podamos hacer un balance tan positivo”.

Desde Down Mérida se destaca el “avance y consolidación del catálogo de servicios básicos en cuanto a atención temprana, habilitación funcional, formación y empleo, servicio de atención a familias, jóvenes y adultos con algún tipo de discapacidad a través de los programas de movimiento asociativo y servicios concertados con el SEPAD y cuyo concierto nos ha sido renovado”.

En este sentido, es primordial y necesario mantener la labor que se ha llevado a cabo tanto con jóvenes con Síndrome de Down como con otra discapacidad intelectual - formándolos para capacitarlos laboralmente y lograr así llegar a las mayores cotas de vida independiente-, así como las intervenciones en los diferentes sectores de la sociedad informando, sensibilizando y concienciándola sobre lo que pueden llegar a enriquecer y a aportar las personas con Síndrome de Down y/u otras discapacidades intelectuales, proyectando una imagen positiva de la discapacidad, que conduzca a una inclusión efectiva.

DEPORTE PARA TODOS

Sin duda, el curso que ha finalizado ha supuesto un gran logro en este último aspecto por cuanto la labor de Down Mérida ha sido reconocida con dos grandes galardones regionales: el Premio Escúchame a la Inclusión y el Premio Extremadura del Deporte, en la categoría de Igualdad de Oportunidades, ambos entregados a finales de 2017 y ambos por el trabajo realizado a través del Proyecto ‘Deporte para Todos’.

Este programa, que cumplirá cinco años de desarrollo en este 2018, propone al deporte como herramienta de inclusión y supone que, además de las instituciones públicas, doce entidades deportivas de Mérida y comarca practiquen una inclusión real de las personas con discapacidad y/o SD en sus actividades. Al mismo tiempo entrenadores, monitores y deportistas reciben formación sobre discapacidad. En este sentido, se puede destacar la formación impartida a monitores de la Ciudad Deportiva de Mérida; jugadores y entrenadores del Mérida AD y otros equipos de la ciudad o la participación de nuestros usuarios en los campus de verano de fútbol de la escuela de Fútbol Emérita Augusta o el CD Don Álvaro.

EDUCACIÓN

Otro ámbito en el que Down Mérida ha trabajado duro en este curso 2017/2018 ha sido en el de la Educación Reglada a través de programa de Asesoramiento a Centros Educativos (ACE), cofinanciado por el SEPAD y la Diputación de Badajoz.

Down Mérida apuesta por un modelo educativo en el que todos los niños y niñas aprendan juntos, independientemente de sus condiciones personales, sociales o culturales, pudiendo optar a las mismas oportunidades de aprendizaje y desarrollo.

Para logarlo debe haber presencia de tres dimensiones básicas: Creación de culturas inclusivas; elaboración de políticas inclusivas y desarrollo de prácticas inclusivas y con el desarrollo del programa ACE, Down Mérida trabaja en la consecución de mejoras en estas tres dimensiones.

Así, la entidad ha colaborado con centros educativos de distintas etapas y niveles de Mérida y Comarca en una doble vertiente. Por un lado apoyando, informando y asesorando en su práctica laboral diaria al profesorado de los centros que así lo solicitaron y en los que se matricularon por primera vez o ya estaban matriculados alumnos con discapacidad intelectual o Síndrome de Down. En este sentido se han ofrecido y elaborado materiales adaptados e impulsado el uso de metodologías innovadoras, recursos y estrategias que favorecen la inclusión educativa. (Prácticas inclusivas).

Por otro lado, ofreciendo actividades (charlas, juegos, dinámicas…) para los alumnos que conviven o no en el aula con otros chicos/as con Síndrome de Down, de cara a sensibilizar de la forma más directa al alumnado. (Cultura inclusiva)

En este sentido se ha trabajado de manera directa con diez centros educativos; se han impartido cinco charlas de sensibilización adaptada a los distintos niveles y se han elaborados materiales educativos específicos y adaptados para dos centros educativos; además de dar a conocer la discapacidad y el Síndrome de Down a alumnos de Grado Grados de Educación Primaria e Infantil y Trabajo Social del Centro Universitario Santa Ana de Almendralejo.

Además se colaborado con el CERMI y Consejería de Educación en la revisión del Decreto de Atención a la Diversidad y se han dado aportaciones para llevar a cabo nuevas políticas inclusivas efectivas (Políticas inclusivas).

FORMACIÓN Y EMPLEO

Hay que destacar la formación impartida a las personas con Síndrome de Down u otra discapacidad que quieren trabajar y tener una vida independiente. El objetivo es que estén capacitados para el desempeño de una ocupación laboral.

En este sentido, hay que hablar de la metodología ECCA (Empleo con Apoyo) con la que Down Mérida trabaja para hacer posible que sus usuarios se integren en el mundo laboral con todas las habilidades necesarias para desarrollar un trabajo.

El empleo con apoyo parte de la formación en habilidades que den lugar al desempeño integrado en empresas normalizadas, en condiciones lo más similares posibles a las de los compañeros de trabajo sin discapacidad que desempeñan puestos equiparables.

Para ello, con la supervisión del preparador laboral y la colaboración de las empresas se procura un entrenamiento dentro del puesto de trabajo. La labor del preparador se va diluyendo en el tiempo para dar paso al apoyo natural, el de un compañero de la misma empresa y puesto similar que sirve como referencia.

Bajo esta metodología, en este curso se ha desarrollado el Programa ‘Uno a uno: Empléate’ de Fundación Once con la cofinanciación del FSE, que ha formado a cinco usuarios en distintos perfiles de hostelería, se han realizado prácticas como auxiliar administrativo de un usuarios en la empresa BCMGestionarte y se ha hecho el seguimiento de otros usuarios que ya trabajan en la Asamblea de Extremadura, en Burguer King y Decathlón.

De manera paralela, los usuarios han recibido y practicado las habilidades necesarias para, en un futuro inmediato, vivir de manera independiente y autónoma. Financiado por el SEPAD ‘Vida Independiente I’ ha proporcionado a los usuarios habilidades para moverse por la ciudad, conocer la utilizad y el funcionamiento de los servicios públicos además de manejar dinero, hacer compras , comer de manera saludable, resolver conflictos y lo más importante tomar sus propias decisiones.

OCIO Y REINVINDICACIÓN DE DERECHOS

Por último en el balance de actividades de este curso debemos resaltar el importante paquete de actividades de ocio y relaciones sociales que se ha ofrecido a los usuarios y familiares de Down y que han marcado cada uno de los períodos del año natural: fiesta de navidad, Carnaval, actividades propuestas por la ciudad en las que se ha participado…

En este sentido, queremos destacar “el excelente trabajo solidario y altruista” de los voluntarios, así como la solidaridad de los emeritense a la hora de unirse y participar en actividades reivindicativas muy importantes para nosotros como el Día Internacional de la Discapacidad, el Día Internacional del Voluntariado, celebrados junto a otras asociaciones y bajo el amparo de la Plataforma del Voluntariado de Mérida, o el Día Internacional del Síndrome de Down, una jornada repleta de actividades de todo tipo, desde el encuentro con más de 300 escolares en el Centro Cultural Alcazaba, a actividades abiertas a todos en la Plaza de España, actos institucionales o visitas por la ciudad guidas por personas con Sindrome de Down, que hicieron de guías turísticos.

SOLIDARIDAD DE TODOS

Ya sólo nos queda agradecer la solidaridad y entrega de todos aquellos que de una manera u otra han aportado su granito de arena para que podamos mejorar, avanzar y seguir siendo referente de inclusión.

Gracias al establecimiento AKÍ de Mérida , la Asociación de Comerciantes ‘Emérita Augusta’, la Asociación de Desarrollo Rural Zurbarán UP, de Zurbarán, y otras personas particulares comprometidos con nuestra labor por hacernos llegar su solidaridad, además de con divertidas actividades, con aportación económica; a las empresas y establecimientos comerciales de todo tipo por facilitarnos la formación de nuestros usuarios y la edición de, por ejemplo, nuestros calendarios y a la administración pública por su apoyo y colaboración: ayuntamiento de Mérida, Fundación Jóvenes y Deportes, etc.

Ver fotos


Síguenos en:


Ver mapa más grande